La serpiente emplumada: El Camino Blanco en dirección al Norte (“Xaman”).

 18-02-2019

El artículo presente es la continuación de otro titulado: LOS MAGOS

La serpiente emplumada: El Camino Blanco en dirección al Norte (“Xaman”).


“Pero al amanecer los encontraron sanos y salvos. Decidieron entonces meterlos en la Cueva del Fuego *12. Sin que se sepa cómo, los hermanos se libraron también de las llamas y de las chispas que por todas partes había también en aquel lugar. Al ver esto los de Xibalbá se desesperaron”.

Popol Vuh. Antiguas leyendas del Quiché. Los magos.

A su debido momento llega el Abuelo Oscar, supervisa todo y ultima detalles. Por fin resuelve el misterio de cuál va a ser mi misión en el Temazcal. Tercera prueba que no esperaba. La misión encomendada es potente e intento preguntarme, ¿ podría ?, pero prefiero ni siquiera planteármelo. Las abuelas acumulan su energía incandescente, ya es tarde para ensayos. Llegan los participantes. La familia está al completo. Lo haré.

La serpiente emplumada: El Camino Blanco en dirección al Norte (“Xaman”).

Para entrar en el Temazcal hay que hacerlo agachado, única manera de entrar al inframundo, única manera de salir de el, con humildad.


Una vez dentro colocados en círculo, me doy cuenta del tamaño y otros detalles del Temazcal, es pequeño y tiene el diseño primitivo, sin asiento, directamente al suelo de tierra que terminará embarrado. Poco más tarde sabré que esto hará la experiencia mucho más intensa.


El abuelo y yo flanqueamos la puerta uno a cada lado. Nos separa el espacio justo para colocar una Abuelita entre los dos. El abuelo dice unas palabras para dar intención al ritual. Hace Invocaciones y peticiones. Tlazolteotl *14 está esperándonos. Pedimos las piedras. Esta vez son 36 abuelas *15.


La serpiente emplumada: El Camino Blanco en dirección al Norte (“Xaman”).
La serpiente emplumada: El Camino Blanco en dirección al Norte (“Xaman”).

Luis desde fuera coloca una por una las piedras en la entrada y yo las tengo que atrapar haciendo pinza con dos utensilios de madera en forma de tirachinas del tamaño de 2 palmos. Con la abuelita en las pinzas tengo que colocarla en orden ritual desde el centro del temazcal hacia los diferentes puntos cardinales, elementos, caminos.


Cada vez que una Abuelita cruza la pequeña puerta, cantamos con alegría: ” Bienvenidas abuelitas, abuelitas bienvenidas “


Las abuelitas están incandescentes, los palos que uso para pinzarlas también. Arden mis manos, mi pecho y mi cara. Ardo. Se me cae la Abuelita, no consigo el equilibrio, temo que voy a quemar al abuelo. El sudor hace que las pinzas resbalen de mis manos. Siento el enorme peso de las piedras en muñecas y codos. El abuelo me observa con atenta paciencia. Resoplo. El abuelo agarra las pinzas y con una facilidad pasmosa me enseña. Tomo aire. Tras varios intentos consigo imitarle con toda la concentración puesta en el instante.


Con las 10 primeras abuelas colocadas en el círculo central, gritamos: “puerta” y Luis desde fuera nos cierra la puerta dejándonos en tinieblas. Allí no se ve nada y todas las sensaciones se multiplican y la realidad de unión del grupo se amplifica. Los egos se van disolviendo en el sudor y el negro. Estamos en el estómago de la tierra y estamos siendo digeridos.


Empiezan las peticiones, en la oscuridad es fácil hacerlas de corazón, Todos piden por algo, todos ponen esa intención. Las abuelas están ahí, dispuestas a oírnos. Todos dicen Ometeot *16. Luego llegan las canciones.


La serpiente emplumada: El Camino Blanco en dirección al Norte (“Xaman”).

El abuelo canta, su voz es inconfundible, la canción es bella, no me sé la letra; Puedo seguirle, hago coros, sonidos atmosféricos. Irrumpe el rugido de un jaguar, el cascabel de una serpiente escapa de uno de los instrumentos chamánicos. Todos conectados allí dentro hacen sonar sus instrumentos o cantan cuando sienten que tienen que hacerlo. Sin visión. Todo vibra.


Nadie, nada sobra. Todos participamos. En este viaje exploramos de fuera a dentro. De la diversidad a la singularidad. La energía que sale de nuestras bocas cuando cantamos y los cuerpos unos junto a otros, generan un calor que se retroalimenta y se une al de las abuelas.


Esto puede durar de media hora a 45 minutos. Cuando finaliza la alquimia del ciclo con el primer elemento, gritamos: “puerta” y Luis desde fuera nos abre la puerta dejando entrar algo de luz y brisa que nos alivia y nos relaja para afrontar la siguiente puerta, ya que este ritual se repite con los otros 3 elementos y la ceremonia completa puede durar de 2 a 3 horas.


En el viaje, sueñas con agua, atraviesas galaxias, te revuelves como una serpiente buscando algo de frescor y aire en los rincones y paredes del temazcal y alguien de repente te agarra la mano o se abraza a ti. Magnetismo, combustión y consuelo en el centro de la tierra.


Cuando se acumulan las 36 abuelas, ya estás viviendo una situación completamente irreal, pero es real, muy real, tú dejas de ser tú, dejas de ser real, desapareces en la oscuridad. Mueres. Y muerto absorbes la energía del fuego para cantar de nuevo a la vida. Más vivo que nunca.


La madre de uno de los australianos, tuvo problemas en el parto y él ha sufrido una regresión durante la ceremonia, sintió que moría, siendo mas exactos, que no nacía. Abandonó el temazcal al inicio de la segunda puerta. No ha podido renacer, pero ha encontrado lo que hace tiempo que buscaba a través del Bufo.


En cuanto a mí, he entrado en trance desde la tercera puerta, no sé ni como movía las abuelas. Me tuvo que ayudar Gaya recuerdo. El abuelo también entró en trance, me lo confesaría más tarde. En algún momento pinzando las piedras juntos o a través de la voz, nuestras energías se fundieron en una misma voluntad, él también lo sintió.


El momento que tanto esperaste hasta desesperar y dejar de esperar: ha llegado. Los iniciados estamos abandonando el temazcal, es el trayecto de la serpiente *17.


Por orden me toca salir el último. Intento incorporarme apoyándome en una Abuela sin querer, 1, 2 y 3 segundos y me doy cuenta de que arde, aparto la mano rápidamente. Pierdo el equilibrio y piso otra abuela, siento el fuego esta vez en la planta del pie. Me arrastro como puedo, repto. Ya estoy fuera!


Entonces el agua fría cae sobre mi cabeza, y una bofetada de aire me estremece y me hace llorar, como a un recién nacido.


Miro mi mano y mi pie, esperando verlos chamuscados. Sorprendentemente, y como era de esperar, no hay quemaduras.


El cuenco de fruta que tomas al salir: Nunca una fruta te sabrá igual, sabe a Paraíso, es un regalo divino. Luego toda la familia va a bañarse al Cenote que está cerca del templo. Si estuviéramos en la costa iríamos al mar.


Me he excusado y me dirijo a dormir, no tengo fuerzas para llegar al Cenote. Al amanecer, descubro iluminado por una candela, que estoy cubierto completamente de barro rojo. Me gusta, perezco un autentico salvaje, pero no es un disfraz esta vez.


Llego al cenote mas cercano con la primera luz del alba, deseo limpiarme. No tengo conciencia de haber despertado, sigo las ondas de los peces.  Me lanzo al agua y nado hasta una isla donde suelo sentarme a meditar. Y por vez primera veo una tortuga allí, nadando alegremente, me mira y sonríe mientras mueve sus aletas acompasadamente. Parece un niño anciano.


El encuentro me ilumina, lo considero una señal. Símbolo de unión entre dos tradiciones espirituales que amo:  Para Mayas y Taoistas, metáfora del Universo.


La serpiente emplumada: El Camino Blanco en dirección al Norte (“Xaman”).

Una tortuga guarda la puerta del Temazcal de Xibalbá y si!, hay tortugas en los Cenotes, a veces incluso caimanes, si están cerca de manglar. Pero en todo este tiempo no había visto ninguna aquí. Decido tomar en serio el mensaje.


La serpiente tiene que emplumarse, el huevo se ha abierto. Las plumas crecerán pronto. El dragón debe volar.


Seguramente si has llegado a esta altura del artículo te preguntarás qué consecuencias tiene la ceremonia, qué significado tienen las señales  y finalmente cuál será la cuarta prueba no esperada. Las respuestas las encontrarás en el penúltimo artículo: ESTRELLA JAGUAR.


Notas*:


12* Hace referencia a las pruebas que los Señores de Xibalbá hicieron pasar a los hermanos  Hunahpú e Ixbalanqué. Las pruebas para escapar del inframundo obteniendo la inmortalidad implican sacrificio y astucia y son niveles para alcanzar la iluminación. El Popol Vuh cuenta que eran muchos los lugares de tormento y los castigos de Xibalbá:


1. El primero era la Cueva oscura, en cuyo interior sólo había tinieblas.


2. El segundo era la Cueva del frío, donde un viento frío e insoportable soplaba en su interior.


3. El tercero era la Cueva de los jaguares, donde los jaguares se revolvían, se amontonaban, gruñían y se mofaban.


4. El cuarto era la Cueva de los murciélagos, donde no había más que murciélagos que chillaban, gritaban y revoloteaban.


5. El quinto se llamaba la Cueva de los cuchillos, dentro de la cual sólo había navajas cortantes y afiladas.


6. En otra parte del Popol Vuh dice que hay una sexta cueva llamada la Cueva del calor, donde sólo había brasas y llamas.


13* OMETEOTL


Saludo a los rumbos.


Este: Ahora saludamos a los guardianes del rumbo de la luz; lugar por donde sale el sol; lugar donde brota como flor la tintura negra y roja; región de Quetzalcoatl la serpiente emplumada.


Te ofrendamos humo de copal, toque de caracol y venerable toque de huehuetl.


Oste: Ahora saludamos a los guardianes del rumbo de las mujeres; lugar por donde desciende el sol; lugar de las mujeres guerreras; región de la venerable señora del maguey y de la serpiente de nubes, lugar de Xipe Totec el desencarnado.


Te ofrendamos…


Norte: Ahora saludamos a los guardianes del rumbo de la muertelugar en donde duerme el sol; lugar del viento de obsidiana que corta como navajas nuestros rostros; región de Coatlicue la de la falda de serpientes; rumbo de Tezcatlipoca espejo humeante.


Te ofrendamos…


Sur: Ahora saludamos a los guardianes del rumbo de las espinas luminosas; lugar donde el sol se posa a mitad del cielo; lugar del portentoso espejo humeante; rumbo de Huitzilopochtli.


Te ofrendamos…


Cosmos: Ahora saludamos al ombligo del cosmos, el amado Padre Sol, el águila que asciende, el de flechas de calor.


Te ofrendamos…


Tierra: Ahora saludamos a nuestra amada Madre tierra, nuestra señora la de falda de serpientes, madre de nuestro sustento.


Te ofrendamos…


Agradecimiento: Ahora saludamos al ánima guardiana del centro; en el ombligo del mundo, en la gran Mexihco – Tenochtitlan; donde el águila se despliega, donde la serpiente es devorada, donde el pez nada, en el entronque de las aguas abrazadas, lugar de encuentro y reunión de la gente de los cuatro puntos cardinales.


14* Tlazolteotl es la Madre Tierra, a ella se le considera la diosa del temazcal, y se cree que devora lo que a nosotros ya no nos sirve para transformarlo en tierra fértil y transmutarlo en nueva vida. Dentro del temazcal, que es el vientre de la tierra, el vapor nos hace sudar y sacar toxinas de nuestro cuerpo; el temazcal las va a devorar, va a absorber ese sudor y lo transformará en tierra fértil, lista para alimentar la nueva vida.


Sin embargo la purificación de nuestro ser dentro del temazcal va mucho más allá de lo físico, pues también el espíritu sufre una desintoxicación a través de las palabras que pronunciemos, pensamientos negativos que eliminemos, el llanto que soltemos, etc. El temazcal devorará esos pensamientos y emociones destructivas para transformarlos en nueva energía; en pocas palabras: viviremos nuestro propio renacimiento.


15* El número de Abuelitas, varía según el chaman y el tipo de ceremonia. Los seguidores de “El camino rojo” llegan a poner 56 piedras dentro del temazcal, sin abrir en ningún momento la puerta desde el principio hasta el final de los 4 elementos. En otras ocasiones son 36 u otra cifra.


16* “Dios de la Dualidad”, también llamado Moyocoyani, “El que se creó a sí mismo”.


Él se pensó y se inventó para constituir el principio y generar todo lo que existe. Equivale al Ptah egipcio y al Ying/Yang taoista.


Fue la primera manifestación divina que dio origen a todo. En la lengua autóctona mexicana, la palabra “Dios” no existe como tal. Pero en su propia lengua la palabra “Ometeotl” engloba el creador de todo, el principio, el único.


Entonces Ometeotl, el principio generador está en todas partes. Él nos mira y nos encuentra en cualquier escondite que estemos.


El cielo representa su parte masculina con azul claro, si observamos durante el día , y la parte femenina durante la noche, con un color azul oscuro.


En otras versiones, esa pareja creadora original, se reduce a una sola divinidad llamada Ometeotl que adquiere una doble vertiente, por un lado la masculina, Ometecuhtli, y, por otro, la femenina, Omecihuatl.


Como dualidad y unidad masculino-femenina, reside en Omeyocann, “el Sitio de la Dualidad”, que, a su vez, ocupa el más alto lugar de los cielos. Él/ella es padre/madre del Universo y cuanto hay en él. Como “Señor y Señora de Nuestra Carne y Sustento”, suministra la energía cósmica universal de la que todas las cosas derivan, así como la continuidad de su existencia y sustento. Provee y mantiene el ritmo oscilante del universo, y le confiere a cada cosa su naturaleza particular.


17* Entrar y salir en fila en el sentido de las agujas del reloj.


¿Te ha parecido interesante?
Retiros Recomendados
  • 21 días Retiro Profundo Detox Ayurvédico, Meditación y Yoga

    2415€ / 21 días
    • Dic
    • Málaga, España
    • Español, Inglés, Francés
    • 9.8 (18)
    Añadir
    Ver más
  • 7 días de yoga, senderismo y meditación en Islas Canarias

    515€ / 7 días
    • Ene, Feb, Mar, Abr, Mayo ...
    • Las Palmas, España
    • Español, Inglés
    • 9.8 (23)
    Añadir
    Ver más
  • Retiro de transformación de 7 días en Portugal

    1550€ / 7 días
    • 27 dic. al 02 ene
    • , Portugal
    • Inglés
    Añadir
    Ver más
  • Retiro de fin de año

    265€ / 3 días
    • 31 dic. al 02 ene
    • Barcelona, España
    • Español, Català
    • 9.4 (35)
    Añadir
    Ver más
  • Entre dos - Kundalini yoga, sonido y movimiento en pareja

    260€ / 3 días
    • 04 mar. al 06 mar
    • Arenas de San Pedro, España
    • Español
    • 9.6 (6)
    Añadir
    Ver más
  • Celebra Nochevieja, Empieza el año relajado y conectado

    195€ / 3 días
    • 31 dic. al 02 ene
    • Asturias, España
    • Español, Inglés
    • 9.6 (19)
    Añadir
    Ver más
  • Fin de año en La Rioja

    380€ / 5 días
    • 29 dic. al 02 ene
    • La Rioja, España
    • Español
    • 9.6 (16)
    Añadir
    Ver más
  • Retiro para encontrar calma, claridad y alegría

    450€ / 5 días
    • 02 ene. al 06 ene
    • Cádiz, España
    • Español, Inglés
    • 9.2 (2)
    Añadir
    Ver más
  • Más artículos de Te recomendamos

    Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario a través de su navegación. Si continúas navegando aceptas su uso. Política de cookies
    Acepto la Política de Cookies